Balas de plata #4. José Villa

Muchos fotógrafos de boda lo conocerán, probablemente aquellos interesados en documental, paisaje, etc,..no habran oido hablar de el.

Jose Villa es un fotógrafo de boda y editorial que trabaja en California. En un momento donde la tendencia de la fotografía de boda se centraba en hacer reportaje documental en digital, con un mínimo de poses y lo más "natural" posible, José Villa fotografiaba bodas usando pelicula (sobre todo fuji NPH 400), con abundantes fotografías de detalles y posados, muchos posados.

A muchos no les gusta el efecto cremoso de la pelicula sobreexpuesta, o el resultado idealizado de sus reportajes donde todo el mundo parece vivir feliz en los mundos de yupi, sin embargo en el mundo de la fotografía de boda lo que cuenta en gran parte son los resultados y Jose Villa ha demostrado que su fórmula funciona con los novios, y ¡también con los fotografos! El número de fotografos que se han inspirado en su estilo o directamente lo han copiado es enorme.

Su workhorse es una contax 645 con un zeiss 80/2 disparado muchas veces a máxima abertura (imaginad el efecto de un 50/1 en 35mm) , eso unido al contraluz que usa y busca en la mayoría de sus fotografías y al efecto de sobreexponer 1 paso la pelicula,  crea ese efecto suave, cremoso y esos colores pastel.

Desafortunadamente en España las bodas a menudo son nocturnas, con luces imposibles y sin casi luz natural, invalidando la posibilidad de usar su fórmula más que ocasionalmente. No obstante es un recurso factible para sesiones de moda o editoriales, por ejemplo.

Puede que no te guste la foto de boda, o el look pastel, pero José Villa es una bala de plata muy efectiva ya que mostró a muchísimos fotografos profesionales que ni se planteaban usar carretes otra vez, como un fotografo profesional de bodas usaba la película con un gran éxito