Como fotografiar con tu familia durante un viaje y no morir en el intento

Todo fotógraf@ que se precie sabe que este es un oficio para solitarios, el individu@ en cuestión recorre el mundo con sus cámaras y su glamour, conoce estrellas del pop, culturas antiguas, lugares indómitos y animales exóticos. Y si no eres muy muy fe@ tienes todos los puntos para tener admirador@s o algo más en cada lugar que visitas.

Bien, volvamos a la realidad, el 99% de las veces no disfrutarás de casi nada de lo del párrafo anterior, pero tienes suerte y te puedes ir de vacaciones, asi que te llevas la cámara y lo intentas.

Tienes dos opciones:

1- pasas de todo, con el smartphone haces fotos con/sin filtros y las pasas por wasap que es lo que básicamente te van a pedir, alguna para instagram, si eres antiguo facebook.

2- te llevas tu cámara de objetivos intercambiables y buscas trucos para poder fotografíar el instante decisivo que te espera en cada esquina.

Si sois como yo, de los segund@s os conviene tener desarrolladas ciertas habilidades y trucos que yo ahora amablemente os paso:

1º Si vais a la montaña nada mejor que el primer día, asi en frío, llevártelos a una caminata de 5-6 horas cuesta arriba, sin equipo adecuado y bajo la lluvia. Con eso conseguirás agotarlos para irte por la tarde o al dia siguiente (estarán molidos) a tu bola, a hacer fotos a lugareños, árboles o caballos.

danielbelenguer 017296.jpg

2ª Un buen desayuno alegra el dia a cualquiera, si tienes un hij@ adolescente que le gusta comer, preparale unas buenas tostadas y luego siempre l@ tendrás más receptiv@ para llevarl@ a sitios indómitos.

danielbelenguer 017346.jpg

3º el truco de contratar una excursión a caballo siempre funciona, les dices que es para 1h y en realidad contratas para 8 horas, tienes tiempo de sobra para fotografiar y para tomarte unas cervecitas con la gente del pueblo más cercano (a David Alan Harvey eso siempre le funciona!)

danielbelenguer 017410.jpg

4º un truco muy usado es fundirse con el entorno haciendo como que vas a ver un animal interesantísimo y superescaso, actividad que requiere silencio absoluto y soledad, si eres un bichólogo y los tienes enseñados te dejarán a tus anchas un rato, indispensable para poder pensar sobre como fotografiar un bosque de abedules.

danielbelenguer 017462.jpg

5º te conviene hacer algunas concesiones para no enfadar al personal, asi que por mucho que te guste lo auténtico y único, tendrás que aprender a convivir con la gente que disfruta en sitios más comunes, como la playa atiborrada de gente, ¡aprender a fotografiar en cada entorno es fundamental!

danielbelenguer 017337.jpg

6º las fotografías de animales más demandadas por los publicistas no son de animales exóticos, que va!!, las mascotas son tu aliad@, si eres hábil podrás conseguir unas fotos chulas de tu familia, y también de los animales!

danielbelenguer 017474.jpg


7º y último, puedes esforzarte mucho, poner en marcha todos estos trucos y otros, pero al final si eres un pesad@ y solo haces fotos en vez de vivir el momento conseguirás dejarlos aburridisimos y sin ganas de salir contigo otra vez, asi que no te pases!!!

danielbelenguer 017437.jpg

¡¡Buen viaje!!

Como fotografiar el bosque. Una idea

Pasas desde León hacía Asturias y al acabar de cruzar el túnel descubres que has entrado en otro lugar, con reglas distintas. No importa la frontera, sólo las montañas y el clima, la naturaleza todavía es aquí salvaje e implacable y decide lo que se va a servir.

Mientras en julio el resto de la piel de toro se asaba viva, en Ricabo - Concejo de Quirós- la niebla, la lluvia y la selva esmeralda dictaban que hacer, como y cuando.

Primero te llama la atención la exuberancia, el verde fluorescente, el agua, el musgo, los viejos troncos retorcidos, la uniformidad del bosque de hayas. Después te sientes abrumado y no sabes donde mirar, que enfocar, y cual debe ser el punto de interés para conseguir fotografías interesantes que vayan más allá de la fotografía descriptiva.

Aquí no valen los trucos, debes poner un 50mm en tu cámara ( focal standard de la que no disfrutáis los que usáis smartphones) y buscar cómo acercarte a plasmar en dos dimensiones lo que estás sintiendo.

Porque se trata justamente de eso, de sentir, de escuchar lo que te está contando ese lugar: de fotografiar la humedad, la oscuridad que reina en los días nublados, la bendición del sol, se trata de que la persona que verá esa fotografía desde su casa pueda estar un poco más cerca de eso que tu disfrutabas.

Y aquí va el truco para intentarlo:

SE TRATA DE FOTOGRAFIAR LA LUZ

sencillo, ¿verdad?, La Luz, con mayúsculas, el contraste entre lo iluminado y las sombras, lo que marca la diferencia en lo uniforme, lo que resalta un tronco o un determinado árbol, el rayo de esperanza de un día soleado en tus vacaciones de verano.

Sigo eliminando lo ordinario con la esperanza de reducir aquellos días a sensaciones.

gracias por leer.

© Daniel Belenguer

© Daniel Belenguer

La mejor luz para fotografiar

Yo crecí fotográficamente con las diapositivas y los magníficos reportajes del National Geographic. Cuando usabas diapositivas (todavía se venden) tus opciones de fotografiar eran 50 o 100ISO, intentar buscar imágenes de bajo contraste ( o quemabas luces o por norma general elegías densas sombras sin detalle) y fotografiar en ciertos momentos del dia.

Creo que las manias no se curan fácilmente y a mi me ha quedado esa secuela, ahora que fotografío en digital busco esas luces de cuando usaba diapositiva. Cuando fotografio encuentro invariablemente más interesantes los momentos "in between": entre el dia y la noche, lo fijo y lo que se mueve, el frío y el calor. En esos contrastes veo cosas que me interesan. La oscuridad me atrae, quizás es porque el digital es tan nítido y reproduce todo tan perfectamente que lo que voy buscando es un poco menos de exactitud, dejar algo a la imaginación.

Con el negativo color o blanco y negro esto es tremendamente más fácil, puedes crear atmósferas fácilmente, el medio te lo permite. 

El estabilizador de la cámara te permite pasar del tripode y dejarlo en casa, lo cual es enormemente util muchas veces, pero creo que alguna vez voy a experimentar usando la cámara sin el.

Está bien que los límites sean borrosos a veces, también en fotografía.

Captura de pantalla de mi ordenador con algunas de las últimas fotografías que he tomado en el Alto Mijares

Captura de pantalla de mi ordenador con algunas de las últimas fotografías que he tomado en el Alto Mijares

Proyectos y fotografía

Durante mucho tiempo, he fotografiado el día a día, sin ideas fijas o proyectos. El único proyecto claro que tuve un tiempo fue fotografiar la Comunidad Valenciana. Poco ambicioso pensarán algunos. Mucho, pensaría Josef Sudek, que  fotografiaba su jardín. En ocasiones he fotografiado para organismos públicos lo que podría considerarse un proyecto, pero gran parte de la fotografía que podéis ver en mi archivo ha sido más una acumulación de fotografías en torno a unas zonas en concreto que un proyecto fotográfico.

Ahora mismo ya no puedo hacer eso, simplemente no me sale. Si no tengo una idea más o menos clara y que me interese, no concibo casi sacar la cámara, las crisis creativas, económicas y existenciales también han contribuido a esta actitud.

Todo esto es para contar al que lea el blog que inauguro una nueva sección en la web que se llamará proyectos, la he empezado con el último proyecto que he hecho, el cuaderno de campo. Todos los que habéis seguido el tema ya podéis pasar de largo, no encontrareis nada nuevo, a los que no lo conozcáis os invito a verlo y a leerlo en el blog, si os interesa el tema "naturaleza".

Continuaré con 2 o 3 proyectos más que tengo en la recamara desde hace tiempo y que doy por finiquitados, sólo queda enseñarlos. Y en fin, la idea es esa, ir trabajando un tema y cuando esté finalizado subirlo a la web y al archivo.

Hablando de proyectos fotográficos uno se va fijando en los grandes y me encuentro volviendo una y otra vez a dos de mis referencias: Plossu y Navia, cada uno en su estilo, pero con uniformidad en el trabajo que realizan.

Plossu es de una fidelidad al método autoimpuesto que absolutamente envidio, fotografia con un 50 y 35mm (color o blanco y negro) todo.. yo no puedo aspirar a tanto, pero admiro esa economía de medios y estoy convencido de que da cohesión al trabajo a lo largo de los años.

Navia pasó al digital, pero es de esos fotógrafos que han sabido adaptarse y mantiene coherencia entre su trabajo predigital y el actual.Ooscuridad, sobriedad y la preferencia por las luces tenues y el movimiento le dan un carácter a sus fotografías que no pasa inadvertido. 

En mi caso mis posibilidades se acercan más a Sudek que a los fotógrafos viajeros, así es la vida. Los que no podemos permitirnos viajar mucho por esos mundos, tenemos que aprender a trabajar en lo cotidiano, en eso estaremos.

Gracias por leer!

 

spain 010403.jpg