una imagen inesperada

Es lo que a veces uno se encuentra al revelar los carretes del verano al acabar el año. Ya te has olvidado de todas las fotos que hiciste, han pasado mil cosas y todo sigue su curso. Entre las fotografías de familia y amigos de los dos primeros carretes, la última que escanee ayer era esta.

Una tormenta espectacular en Ludiente, una noche para recordar, siempre que llueve de esa manera nos asomamos a ver como cae el agua por los tejados y corre por las calles.

Cogi la leica con el 50 que es el objetivo mas luminoso que tengo y dispare a ojo unos 5-6 fotos, la velocidad era ridicula, no se quizás 1/4 de segundo, la pelicula trix a 320 ISO, hay dos o tres de la serie con algo en la foto, el resto blancas negras o grises, pero sin figuras reconocibles, en esta conseguí el rayo, la casa de Remigio y la lluvia debajo de la farola.

Por supuesto la foto está movida, desenfocada o todo junto, pero ya lo decía Plossu:

“Una imagen puede ser borrosa, no pasa nada, también el alma puede ser borrosa a veces.”

Más fotografías de Ludiente, un pequeño pueblo del Alto Mijares en mi archivo de fotografías de la Comunidad Valenciana

Tormenta en Ludiente. Daniel Belenguer. 

Tormenta en Ludiente. Daniel Belenguer.